El embarazo y la maternidad

0:00
0:00

  • Del Dios de tu padre, el cual te ayudará, Y del Omnipotente, el cual te bendecirá Con bendiciones de los cielos de arriba, Con bendiciones del abismo que está abajo, Con bendiciones del seno y de la matriz. Génesis 49:25
  • Y los hijos de Israel crecieron, y multiplicaron, y fueron aumentados y corroborados en extremo; y llenóse la tierra de ellos. Exodo 1:7
  • Y te amará, y te bendecirá, y te multiplicará, y bendecirá el fruto de tu vientre, y el fruto de tu tierra, y tu grano, y tu mosto, y tu aceite, la cría de tus vacas, y los rebaños de tus ovejas, en la tierra que juró á tus padres que te daría. Bendito serás más que todos los pueblos: no habrá en ti varón ni hembra estéril, ni en tus bestias. Deuteronomio 7:13A, 14
  • El que en el vientre me hizo á mí, ¿no lo hizo á él? ¿Y no nos dispuso uno mismo en la matriz? Job 31:15
  • Y sacóme á anchura: Libróme, porque se agradó de mí. Salmos 18:19
  • Inclina á mí tu oído, líbrame presto; Séme por roca de fortaleza, por casa fuerte para salvarme. Salmos 31:2
  • El ángel de Jehová acampa en derredor de los que le temen, Y los defiende. Salmos 34:7
  • Quieras, oh Jehová, librarme; Jehová, apresúrate á socorrerme. Salmos 40:13
  • Aunque afligido yo y necesitado, Jehová pensará de mí: Mi ayuda y mi libertador eres tú; Dios mío, no te tardes. Salmos 40:17
  • E invócame en el día de la angustia: Te libraré, y tú me honrarás. Salmos 50:15
  • Desde el cabo de la tierra clamaré á ti, cuando mi corazón desmayare: A la peña más alta que yo me conduzcas. Salmos 61:2
  • Por cuanto en mí ha puesto su voluntad, yo también lo libraré: Pondrélo en alto, por cuanto ha conocido mi nombre. Salmos 91:14
  • Su simiente será poderosa en la tierra: La generación de los rectos será bendita. Salmos 112:2
  • El hace habitar en familia á la estéril, Gozosa en ser madre de hijos. Aleluya. Salmos 113:9
  • He aquí, heredad de Jehová son los hijos: Cosa de estima el fruto del vientre. Salmos 127:3
  • Porque tú poseiste mis riñones; Cubrísteme en el vientre de mi madre. Salmos 139:13
  • Porque fortificó los cerrojos de tus puertas; Bendijo á tus hijos dentro de ti. Salmos 147:13
  • Aunque llegue la mano á la mano, el malo no quedará sin castigo: Mas la simiente de los justos escapará. Proverbios 11:21
  • Como pastor apacentará su rebaño; en su brazo cogerá los corderos, y en su seno los llevará; pastoreará suavemente las paridas. Isaías 40:11
  • El da esfuerzo al cansado, y multiplica las fuerzas al que no tiene ningunas. Los mancebos se fatigan y se cansan, los mozos flaquean y caen: Mas los que esperan á Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán las alas como águilas, correrán, y no se cansarán, caminarán, y no se fatigarán. Isaías 40:29-31
  • Porque yo derramaré aguas sobre el secadal, y ríos sobre la tierra árida: mi espíritu derramaré sobre tu generación, y mi bendición sobre tus renuevos: Y brotarán entre hierba, como sauces junto á las riberas de las aguas. Isaías 44:3, 4
  • No trabajarán en vano, ni parirán para maldición; porque son simiente de los benditos de Jehová, y sus descendientes con ellos. Isaías 65:23
  • Antes que estuviese de parto, parió; antes que le viniesen dolores parió hijo. ¿Yo que hago parir, no pariré? dijo Jehová. ¿Yo que hago engendrar, seré detenido? dice el Dios tuyo. Isaías 66:7, 9
  • Antes que te formase en el vientre te conocí, y antes que salieses de la matriz te santifiqué, te dí por profeta á las gentes. Jeremías 1:5
  • Y bienaventurada la que creyó, porque se cumplirán las cosas que le fueron dichas de parte del Señor. Lucas 1:45
  • La mujer cuando pare, tiene dolor, porque es venida su hora; mas después que ha parido un niño, ya no se acuerda de la angustia, por el gozo de que haya nacido un hombre en el mundo. Juan 16:21
  • No os ha tomado tentación, sino humana: mas fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podeís llevar; antes dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis aguantar. 1 Corintios 10:13
  • Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi potencia en la flaqueza se perfecciona. Por tanto, de buena gana me gloriaré más bien en mis flaquezas, porque habite en mí la potencia de Cristo. 2 Corintios 12:9
  • No nos cansemos, pues, de hacer bien; que á su tiempo segaremos, si no hubiéremos desmayado. Gálatas 6:9
  • Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. Filipenses 4:13
  • Empero se salvará engendrando hijos, si permaneciere en la fe y caridad y santidad, con modestia. 1 Timoteo 2:15
  • Por la fe también la misma Sara, siendo estéril, recibió fuerza para concebir simiente; y parió aun fuera del tiempo de la edad, porque creyó ser fiel el que lo había prometido. Hebreos 11:11